DELITO CONTRA LA LIBERTAD SEXUAL – ACTOS CONTRA EL PUDOR EN MENOR DE EDAD [RECURSO DE CASACIÓN N.° 480-2022/PIURA]

SUMILLA:

I. Si se parte de lo constitucionalmente necesario esto es, lo que está ordenado por la Constitución y no se puede dejar de hacer, respetar o acatar, el derecho al plazo razonable se convierte en un valor ineludible y su defensa atañe conjuntamente a los ciudadanos y al Estado, conforme lo prevén los artículos 38 y 44 de la Constitución Política del Estado. Por ello, en su condición de derecho fundamental, resulta vinculante para todos los funcionarios públicos, especialmente, para los que administran justicia en la Nación. Teniendo en cuenta el plazo razonable, los procesos judiciales deben realizarse dentro del tiempo absolutamente indispensable para emitir una decisión legítima y justa, siempre que se asegure el ejercicio regular del derecho a la defensa de quien es demandado o acusado, y la tutela judicial efectiva de quien ha promovido la litis. A la par, se ha de tener presente el tiempo que la ley previó para la realización de los trámites procesales, que no puede ser extendido sin mandato legal o razón justificada, en caso de silencio legislativo.

II. Desde la perspectiva de la tutela judicial efectiva en su vertiente de acceso a la justicia, el derecho a la verdad y el principio de esclarecimiento, es indispensable que, en un juicio de apelación definitivo, se renueve la actividad probatoria, es decir, que se practique la prueba personal, documental y pericial relevante para dilucidar el thema probandum.

FUNDAMENTO RELEVANTE:

  1. DEL PROCEDIMIENTO EN PRIMERA Y SEGUNDA INSTANCIA

PRIMERO. – Según la disposición del veintiuno de febrero de dos mil trece (foja 3 en el cuaderno respectivo), se formalizó investigación preparatoria. Luego, de acuerdo con el requerimiento del veintiséis de julio de dos mil trece (foja 12 en el cuaderno respectivo), se formuló acusación fiscal contra JOSÉ AUGUSTO CÁRCAMO ELÍAS como autor del delito de actos contra el pudor, en perjuicio de la menor de iniciales D. T. L. Los hechos fueron calificados en el artículo 176-A, primer párrafo, numeral 2, del Código Penal, que estipula lo siguiente:

El que sin propósito de tener acceso carnal regulado en el artículo 170, realiza sobre un menor de catorce años u obliga a éste a efectuar sobre sí mismo o tercero, tocamientos indebidos en sus partes íntimas o actos libidinosos contrarios al pudor, será reprimido con las siguientes penas privativas de la libertad […] Si la víctima tiene de siete a menos de diez años, con pena no menor de seis ni mayor de nueve años […].

Descarga aquí la jurisprudencia completa  

Sin-titulo-5-6