DELITO CONTRA LA LIBERTAD SEXUAL – VIOLACIÓN SEXUAL DE MENOR DE EDAD [RECURSO DE NULIDAD N.° 598-2015/PASCO]

SUMILLA:  

Los argumentos expuestos en el recurso de nulidad no son atendibles, ya que la materialidad del delito y la responsabilidad del encausado quedaron acreditadas al no corroborarse el error de tipo alegado. Así, el juicio de condena resulta debidamente justificado.

FUNDAMENTO RELEVANTE

1.1. DE LA PRETENSIÓN IMPUGNATIVA DEL PROCESO

PRIMERO. – La defensa del procesado fundamentó su recurso impugnatorio (foja 426) y denunció una deficiente valoración probatoria. Al respecto detalló que:

1.1. En el Dictamen número 41-2018-MP-1SP-LE, del diecisiete de enero de dos mil dieciocho, la Primera Fiscalía Superior Penal de Lima señaló que no había mérito para formular acusación contra el procesado; no obstante, la Fiscalía Suprema dispuso que se le acuse.

1.2. La sindicación de la menor es inconsistente, contradictoria e incoherente, pues indicó: I) que conocía solo de vista al procesado; II) que fue su amiga Astrid Flores quien inició la conversación con el procesado, lo cual fue contradicho por esta testigo; III) el procesado no les cobraba pasaje; no obstante, la madre de la agraviada indicó que le daba dinero y este no le sobraba; IV) la relación trascendió a sus compañeras de clase, ya que afirmó que Sujey quería conocer al procesado; V) sostuvo que el procesado se sentó a su lado, la tomó del mentón y la besó, lo que acreditó que eran enamorados; VI) afirmó que le dijo a Astrid Flores que bajaría en Aurora; no obstante, aquella le pidió que la acompañase a su casa; luego, la agraviada manifestó que el procesado la llevó al grifo porque Aurora era una zona peligrosa, lo cual es incongruente; VII) la menor indicó que el procesado la amenazó con que les haría lo mismo a sus compañeras y mataría a sus padres, pero esto no es verosímil; VIII) la agraviada refirió que cuando el procesado ingresó al hotel ella se quedó sola en el mototaxi, es decir, pudo escapar; sin embargo, se quedó en el vehículo; IX) la menor indicó que mordió al procesado en el cuello, pero el Certificado Médico Legal número 022521-L-D practicado a este concluyó que no presentó lesiones traumáticas, y x) la víctima indicó inicialmente que pensó en matarse y se cortó dos veces; luego, en juicio oral, señaló que no intentó matarse ni se cortó. […]

Descarga la jurisprudencia completa aquí