DELITO DE PECULADO EN AGRAVIO DE LA MUNICIPALIDAD [EXP. N.° 2101-2005-HC-TC]

ASUNTO

Recurso de agravio constitucional interpuesto por don Orison Valera Dávila contra la resolución de la Sala Civil y Afines de la Corte Superior de Justicia de Ucayali, de fojas 118, su fecha 21 de febrero de 2005, que declara improcedente la acción de hábeas corpus de autos.

FUNDAMENTO RELEVANTE:

1. Los favorecidos manifiestan que se han violado los derechos al debido proceso y a la tutela judicial efectiva al haberse prescindido en el juicio oral de las declaraciones testimoniales de descargo ofrecidas y admitidas.

2. El artículo 139.º de la Norma Suprema establece los principios y derechos de la función jurisdiccional. El inciso 3 declara la observancia del debido proceso y la tutela jurisdiccional.

En términos similares, el artículo 4.0 del Código Procesal Constitucional determina que “se entiende por tutela procesal efectiva aquella situación jurídica de una persona en la que se respetan sus derechos de libre acceso al órgano jurisdiccional; a probar; de defensa; al contradictorio y a la igualdad sustancial en el proceso; a no ser desviado de la jurisdicción predeterminada ni sometida a procedimientos distintos de los previstos por la ley; a la obtención de una resolución fundada en derecho, a acceder a los medios impugnatorios regulados, a la imposibilidad de revivir procesos fenecidos, a la actuación adecuada y temporalmente oportuna de las resoluciones judiciales, y a la observancia del principio de legalidad procesal penal”.

3. En reiterada jurisprudencia, este Colegiado ha manifestado que el proceso de hábeas corpus no tiene por objeto proteger en abstracto el derecho al debido proceso, y que cuando se imponen judicialmente restricciones al pleno ejercicio de la libertad locomotora, él es competente para evaluar la legitimidad de los actos judiciales considerados lesivos. (…)

Descarga aquí la jurisprudencia completa  

Sin-titulo-5-5